Google Pixel Buds

Audio de calidad, llamadas nítidas, batería que dura todo el día y la ayuda del Asistente de Google con solo usar la voz.
Mejor sonido en todos los aspectos.
Con los altavoces dinámicos de 12 mm diseñados a medida, los Google Pixel Buds ofrecen un sonido de alta calidad.
Después de un primer modelo que apostaba por un diseño “casi” sin cables, Google vuelve a la carga con una nueva versión de sus auriculares inalámbricos y esta vez sí, no hay ni un solo cable. Hablamos, por supuesto, de los nuevos Pixel Buds o Pixel Buds 2020.
Este año Google apuesta por un diseño totalmente inalámbrico, con dos auriculares independientes que se guardan en un estuche que actúa como funda y estación de carga, muy al estilo Airpods de Apple o Samsung Galaxy Buds. Los Pixel Buds acaban de llegar a España y ya han pasado por nuestra mesa de análisis. Os contamos nuestra experiencia
Si nos fijamos únicamente en el auricular, Google mantiene un estilo de diseño muy parecido al del primer modelo. Cuando lo llevamos puesto solamente se ve el círculo blanco con la G grabada. Son bastante compactos y discretos, aunque en negro quizá lo serían más. Aquí es importante aclarar que, pese a que en Estados Unidos y otros países están disponibles en negro, naranja y verde menta, a España solo llegan en color blanco.
Como decía, las almohadillas se pueden cambiar (viene montada la talla mediana, pero hay un par más grande y otro más pequeño en la caja), pero el arco estabilizador es el que es y no se puede ajustar de ninguna forma. En un primer momento los auriculares me resultaron cómodos y ligeros, apenas notas que los llevas, pero al rato acaba doliéndome el oído y, aunque el dolor no persiste una vez me los quito, es molesto. Tengo que recalcar que no es algo que suceda a todo el mundo ya que depende de la anatomía de cada uno (los he probado en otras personas que no tuvieron ningún problema), pero si tienes la mala suerte de que te resulten incómodos, no es muy agradable y penaliza la experiencia.
El diseño del estuche no puede ser más minimalista, todo blanco con la única excepción de la línea negra que queda entre el cuerpo y la tapa. Tiene una forma muy redondeada que hace que sea muy cómodo de sujetar y el acabado mate es muy agradable al tacto. Cabe en cualquier bolsillo y no resulta nada pesado, sólo 67 gramos con los auriculares dentro.
Audio que se adapta.
Al cambiar entre sitios ruidosos y tranquilos, Adaptive Sound ajusta el volumen para adaptarlo a lo que te rodea sin que tengas que hacer nada.
Llamadas con sonido nítido.
Los micrófonos y los sensores integrados se enfocan en la voz. Aunque estés en una llamada con el ruido de la gran ciudad de fondo, se te oirá alto y claro.
 Resistentes al agua y al sudor.
A los Google Pixel Buds no les asusta un poquito de agua, por lo que los días lluviosos y los entrenamientos duros no son un problema. Diseñados al detalle para tus oídos.
Los Google Pixel Buds están diseñados para tu comodidad. Para lograrlo, se ha estudiado la forma de miles de orejas. Los puedes ajustar y colocar a tu gusto de forma segura, y la ventilación espacial te permite oír lo que pasa a tu alrededor.

Cuando abrimos el estuche se ilumina un LED en la parte interior, justo entre los auriculares, que nos indica si están cargados (blanco) o cargándose (naranja). El hueco de los auriculares tiene un imán que ayuda a colocarlos en la posición correcta y asegura que no se caigan. Fuera hay otro LED que indica el estado de carga del estuche y parpadea en naranja cuando la carga cae por debajo del 20%.

Comparte este post

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en email
Email

Mas para explorar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *